MITO

La inmediata sustitución de importaciones es la solución para la actual falta de divisas

Group 802.jpg

Sólo un 8% de las PyME industriales importadoras directas puede sustituir total e inmediatamente los insumos y bienes intermedios importados por alternativas de origen nacional

De acuerdo con los datos de la Encuesta Coyuntural de FOP relevados en julio de este año, sólo un 8% de las PyME industriales importadoras directas (aquellas que negocian directamente con el proveedor del exterior) puede sustituir total e inmediatamente los insumos y bienes intermedios importados por alternativas de origen nacional. El 92% restante tendría algún grado de dificultad, abarcando una amplia gama de situaciones: mientras un 24% sólo podría sustituirlos parcialmente, el 65% de las industrias PyME que importan en forma directa no podría sustituirlo y se limitaría a producir según disponibilidad o debería abandonar totalmente la producción.


Años atrás, de acuerdo con datos recogidos por la Encuesta Estructural de FOP de 2015, el 55% de las PyME industriales no podían sustituir insumos ni bienes intermedios importados por otros de origen nacional (ya sean producidos por otro proveedor en el país o por ellas mismas). Aún más, en 2012, el 62% de las industrias PyME que utilizaban insumos y bienes intermedios importados en sus procesos productivos, ya declaraban no poder reemplazarlos localmente.


A lo largo de 10 años, se ha manifestado la dificultad para que la sustitución de importaciones sea una estrategia productiva inmediata para ahorrar divisas con mayor producción local. Para avanzar en una efectiva sustitución de importaciones es necesaria la modernización tecnológica y organizativa, que requiere inversión y por ende financiamiento. Asimismo, la creación de nuevas empresas podría favorecer ese proceso, siempre y cuando hubiera financiamiento y "know how" disponibles.

Modernización productiva, Importaciones