lunes, 14 de marzo de 2016

Observatorio de Ciencias Económicas del Consejo

Pese a las previsiones positivas, las ventas minoristas iniciaron el 2016 en baja.


Según anunció la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), las ventas minoristas cayeron un 2.3% en enero respecto del mismo período en el 2015. Los comercios minoristas arrancaron el 2016 con una disminución en sus ventas, cortando la racha de trece meses consecutivos en alza. Así surge del Indicador de Evolución de Ventas Minoristas que elabora la CAME en base a datos sobre cantidades vendidas brindados mensualmente por más de 1300 comercios del país. Los sectores que más sufrieron dicha caída fueron: electrodomésticos y artículos electrónicos con 4.8%, golosinas con un 4.2%, joyería con un 4.0% y perfumería con un 3.9%. El único sector que viene con signo positivo es Juguetería, rodados y artículos de librería con un repunte del 2.2%, el cual puede explicarse por la festividad de los Reyes Magos y también a que muchas librerías adelantaron las promociones escolares. En el siguiente cuadro se muestran las principales variaciones en los volúmenes físicos de ventas en enero 2016, frente al mismo mes del año pasado:


Pese a que el programa “Ahora 12” continúa vigente, las promociones de algunas tarjetas de crédito y descuentos ofrecidos por los comercios, no fueron suficientes para contener la caída de volumen vendido pero al menos lograron que este impacto sea menor al 5%. Los consumidores tuvieron un patrón de comportamiento en el que prevaleció controlar el presupuesto, establecer prioridades de consumo, aprovechar las oportunidades de financiamiento y esperar las ofertas del mercado. Resta saber cómo va a continuar el verano, ya que con la aceleración de los precios (4.1 % IPCBA enero 2016 y un 29.1% i.a.), la suba de cotización del dólar tras la salida al “cepo cambiario” (acumulando un 9.3% de aumento en las últimas tres semanas según BCRA) y, sabiendo que, aún resta que los sindicatos cierren paritarias para estimar la evolución de las cantidades vendidas. Incluso durante el mes de enero el turismo en las costas argentinas comenzó con una demanda bastante calma, la cual ha repuntado en las primeras semanas de febrero. Ya anunciaba la Fundación Observatorio PyME (FOP) en su última encuesta coyuntural a PyMEs de CABA la tibia mejora en el nivel de confianza empresarial (ICEPyME noviembre 2015 repuntó un 5% sobre el trimestre anterior y un 38% i.a.). El ICEPyME mide el humor empresarial, variable que condiciona las decisiones de producción e inversión a corto y mediano plazo en las PyMe Industriales. Las expectativas de los industriales PyME de CABA de cara al 2016 reflejaron una tendencia moderadamente positiva en cuanto a la evolución de las ventas al mercado interno. El 35% estimaba que las ventas al mercado interno aumentarían y un 41% consideraba que las mismas no variarían en el futuro.


En conclusión, el empresario PyME tenía una esperanza alentadora acerca de lo que le deparaba el futuro pese a desconocer las variables macroeconómicas y el escenario político posterior a las elecciones, teniendo en cuenta que la encuesta de la FOP se realizó en el tercer trimestre de 2015. Aunque finalmente el resultado fue levemente negativo, resta terminar el primer trimestre para analizar la situación en su conjunto. De esto surgen ciertos interrogantes, ¿coincidirán las expectativas con lo que realmente termine sucediendo?, ¿repuntarán las ventas al mercado interno de acuerdo a las expectativas de los empresarios PyME? ¿Es esta un cambio en la tendencia o será parte de un ciclo de corto plazo?


Fuente

czNmcy1wcml2YXRlL3Jhd3BpeGVsX2ltYWdlcy93ZWJzaXRlX2NvbnRlbnQvbHIvay05LWNvLTE3MzViLmpwZw.web